Poitevino

Poitevin

En otra época este perro se utilizó sobre todo para cazar lobos, el Poitevino se convirtió más tarde en un especialista en la caza de ciervos y corzos, así como en un perro de compañía amistoso, sin embargo, requiere aún un mínimo de ejercicio diario para mantenerse totalmente equilibrado.

Altura 60 a 72 cm
Peso 28 a 32 kg
Esperanza de vida 12 to 13 años
País de origen Francia

Descripción rápida del Poitevino

Carácter

  • Tenaz y resistente
  • Activo y enérgico
  • Dinámico
  • Afectuoso con su familia

Aspecto

  • Ligereza, elegancia y fuerza
  • Gran distinción
  • Atractiva combinación de colores
  • Aspecto general muy agradable

Salud

  • Generalmente robusto
  • No padece ninguna patología en particular
  • Generalmente saludable
  • Gran longevidad

Personalidad del Poitevino

Tenaces, duraderos y activos, los Poitevinos son perros enérgicos, resistentes y dinámicos. Cariñoso con su familia, es sociable con todos, especialmente con los niños, a los que tiende a vigilar y proteger.

Su socialización y educación generalmente no plantean ningún problema en particular.

Es muy cariñoso y sociable con todo el mundo. Es un pésimo guardián, a menos que sienta que los niños están en peligro, puesto que tiende entonces a cuidarlos.

Una vez que llega a una casa, siempre se queda muy cerca de su familia. Es un perro muy leal y fiel. 

Aspecto de la raza

poitevin

Su físico combina perfectamente la agilidad, la elegancia y la fuerza.

Muy distinguido, el Poitevino tiene un conjunto de colores armoniosos, que le confieren un aspecto general muy agradable. Este gran perro tiene una apariencia distinguida y noble.

Altura

Entre 62 y 72 cm (24.41 y 28.35 pulgadas) para el macho
Entre 60 y 70 cm (23.62 y 27.56 pulgadas) para la hembra

Peso

Entre 28 y 32 kg (61.73 y 70.55 libras) para el macho
Entre 28 y 32 kg (61.73 y 70.55 libras) para la hembra

Color

El color de su pelaje es generalmente tricolor, y el fondo negro está generalmente manchado de blanco y naranja. También hay algunos ejemplares con un pelaje de color gris lobo.

Pelo

El pelo del pelaje es corto y brillante.

Morfología

La cabeza tiene un cráneo más plano que abombado. Los ojos marrones son grandes, y como están rodeados naturalmente de negro, confieren la impresión de estar maquillados.

Las finas orejas, medio largas y ligeramente giradas en la punta, son de tamaño medio. La nariz grande y fuerte es toda negra.

La cola, es fina y de longitud media; está ligeramente curvada y es llevada con brío y muy elegantemente.

Según la FCI, esta raza pertenece al grupo 6, a la sección 1 y al número #24

Consejos sobre esta raza

Este perro resistente, adaptado a todo tipo de caza y a todo tipo de terreno, es un sabueso extraordinario, muy apasionado por su trabajo como cazador.

Cuando caza, pasa a través de los matorrales sin ningún problema, salta con gran ligereza, y galopa muy fácilmente.

Su potente garganta y su excelente sentido del olfato son una gran ayuda en su vida de caza diaria.

Su gran resistencia le permite cazar sin interrupción, incluso puede perseguir a su presa durante un día entero si es necesario.

Un gran cazador, es igual de extraordinario en familia, pero para ello debe poder beneficiarse de un ejercicio intenso de forma muy regular, para mantener su equilibrio mental y físico.

Para convertirse en un excelente compañero de vida, tiene que hacer mucho ejercicio muy a menudo, para gastar su gran y desbordante energía, lo que le permite mantener la calma y el control total de sus emociones en la familia.

Muy sociable con los humanos, es igual de sociable con sus compañeros. Le encanta la vida de la perrera o del criadero de perros y prefiere trabajar en manada. 

Puede vivir en cualquier lugar excepto en la ciudad; puesto que tiene una gran necesidad de ejercicio, y prefiere la vida en el criadero de perros.

Salud del Poitevino

En general es robusto y no sufre ninguna patología o enfermedad genética en particular.

Estos ejemplares suelen gozar de una excelente salud, pero necesitan hacer mucho ejercicio para mantenerse sanos, tanto física como mentalmente. La longevidad de la raza es excelente.

CUIDADOS

Su pelaje debe ser cepillado regularmente. También es preferible vigilar y limpiar con frecuencia sus orejas ligeramente caídas, especialmente después de un día de caza. Sin embargo, no es necesario ningún otro mantenimiento particular para él.

Historia de la raza

Este distinguido perro fue creado y concebido originalmente por el Marqués de Larye en Francia en 1692. Los antepasados del Galgo Inglés, el "Chien Blanc du Roy" y los Sabuesos Irlandeses casi desaparecieron en 1942, después de una devastadora epidemia durante la Revolución Francesa.

A partir de entonces, se realizaron de nuevo cruces con el Saintongeois y el Foxhound inglés, lo que permitió salvar a la raza de una cierta extinción.

Utilizado principalmente en el siglo XIX para cazar lobos, fue llamado por primera vez "Chien du Haut Poitou", y así permaneció hasta 1957.

Más tarde, fue reconocido oficialmente por la FCI (Federación Cinológica Internacional), pero se le reconoció con el nombre de Poitevino, un nombre que aún mantiene hoy en día.

Este espléndido ejemplar es un perro que persigue la caza sin herir, asimismo, puede perseguir también la presa herida gracias a su agudo sentido del olfato. Este sabueso de caza es un gran especialista en la caza de ciervos y liebres.

Adaptados a todo tipo de terreno, cazan muy bien en manada, y les encanta la vida en manada. Odian la soledad y buscarán constantemente la presencia de sus compañeros de caza.

Poseen muchas habilidades de caza, y también son muy apreciados por sus finas cualidades familiares. Es un excelente compañero de vida, que se adapta fácilmente a muchas situaciones familiares.

Aunque algunos ejemplares son menos aptos para la compañía, puesto que prefieren vivir en manadas con su especie, la mayoría de los perros de esta raza suelen vivir muy bien en compañía de los humanos.

Están muy bien equilibrados y son sociables, siempre y cuando disfruten de un equilibrio armonioso entre la vida cotidiana y su gran necesidad de ejercicio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba