DogsPlanet » Alimentación » Dar cerveza a un perro: ¿cuáles son los riesgos?

Dar cerveza a un perro: ¿cuáles son los riesgos?

Autor: Adel Saadoun, Doctor Veterinario

La cerveza es una bebida que está muy presente en los contextos sociales entre los seres humanos. Por mala suerte para nuestros amigos los perros, se va a prohibir en su alimentación. De hecho, puedes exponer a tu mascota a un peligro mortal si le das cerveza.

En este artículo, explicaremos por qué la cerveza es tóxica, cuáles son los síntomas de intoxicación y qué hacer si tu perro la ha bebido accidentalmente.

Los peligros de la cerveza para los perros

A los humanos, que tienen un hígado mucho más grande que el de los perros, no se les recomienda consumir grandes cantidades de alcohol.

Por lo tanto, es evidente que con un organismo menos adaptado y un hígado inferior al del ser humano, el perro no podrá tolerar ningún tipo de alcohol, especialmente la cerveza.

Esto se debe a que el alcohol de la cerveza, incluso en menores cantidades que el licor fuerte, actúa directamente sobre el sistema nervioso central y el metabolismo de tu perro. Por otro lado, la cerveza puede ser responsable de una deshidratación grave en los perros.

Además, con sus efectos diuréticos, el consumo de cerveza por parte del perro provoca una disminución de los minerales en el organismo.

¿Y la levadura de cerveza?

La levadura de cerveza es un alimento excelente para los perros y se utiliza como suplemento dietético. Por lo tanto, es seguro. El peligro de la cerveza reside precisamente en el alcohol que contiene.

Sin embargo, cabe destacar que existen en el mercado cervezas especialmente diseñadas para perros, sin alcohol y sin gas. Pueden ofrecerse como una golosina.

Síntomas de la intoxicación por cerveza en los perros

El consumo de cerveza por parte de tu perro debe estar totalmente prohibido. La absorción de esta bebida por su cuerpo puede causar los siguientes síntomas:

  • Hipotermia,
  • Arritmia o trastornos del ritmo cardíaco;
  • Confusión;
  • Hiperactividad;
  • Dificultad para respirar;
  • Pérdida de apetito;
  • Deterioro de la coordinación motora;
  • Orinar y aumentar la micción;

Los síntomas de la ingesta de cerveza por parte del perro pueden aparecer entre 15 y 30 minutos después de su consumo. En otras palabras, es importante actuar rápidamente para poner a tu perro fuera de peligro.

Mi perro ha bebido cerveza: ¿qué puedo hacer?

Si tu perro ha estado bebiendo cerveza, es muy importante actuar rápidamente. Ponte inmediatamente en contacto con tu veterinario o con el centro de control de intoxicaciones más cercano para saber qué hacer y escucha sus consejos. Suele ser necesaria una visita al veterinario.

El médico evaluará el grado de intoxicación y determinará el tratamiento adecuado en función de los signos clínicos. Un tratamiento rápido puede salvar la vida de tu perro.


En resumen, está estrictamente prohibido dar a tu perro alcohol, incluida la cerveza. Es una sustancia muy tóxica para nuestros animales. En caso de ingesta de cerveza, no dudes ni un minuto en ponerte en contacto con tu veterinario.

0 comentarios

Artículos similares

Publicar comentario