¿Los perros pueden comer boniato?

boniatos

Como con las castañas, llega el frío y la fragancia a leña y boniato asado invaden las calles y atraen, como el flautista de Hamelin, a todo el que capta ese aroma. 

Esta delicia otoñal, también conocida como camote, batata o patata dulce, es un tubérculo muy similar a la patata pero con un sabor mucho más dulce. Su pulpa anaranjada, de suave textura, es muy apreciada por los grandes beneficios que aporta para la salud. Asado, horneado o hervido, muchas son las formas en la que nos lo podemos encontrar gracias a su gran versatilidad, ¡y siempre queda delicioso!

¿Quieres saber si el boniato es una buena opción para endulzar la vida de tu perro? A continuación te lo contamos, ¡sigue leyendo!

¿Los perros pueden comer boniato?

Sí, los perros pueden comer boniato con moderación y de forma esporádica. Pelado, cocinado y cortado en pequeñas porciones. 

¿Y la piel?

No, los perros no deben comer la piel del boniato. No es tóxica pero su problema radica en que es difícil de digerir y esto puede le puede causar malestar estomacal. Además, a veces se le aplican ceras para mejorar su conservación, así que mejor pélalo antes de ofrecérselo a tu perro.

¿Los perros pueden comer boniato crudo?

No, los perros no pueden comer boniato crudo ya que contiene altos niveles de dioscorina, una toxina vegetal que altera el sistema nervioso central provocando sintomatología neurológica, como delirios y convulsiones. Ésta se elimina en altas temperaturas, por eso, el boniato cocinado sí que es seguro para tu peludo. 

Además, el boniato crudo tiene una consistencia muy dura y fibrosa, dificultando su digestión y pudiendo quedar atorado en vías digestivas o respiratorias, causando obstrucción intestinal o asfixia, amenazando así la vida de tu mascota.

Beneficios del boniato para los perros

Es un alimento con un alto valor nutritivo y que confiere múltiples beneficios para la salud, convirtiéndolo en un alimento funcional contra enfermedades crónico-degenerativas. Estos son sus principales nutrientes y sus ventajas:

Carbohidratos

Su sabor dulce viene dado por sus azúcares simples, como la sacarosa, que lo convierten en un alimento muy energético, por ello, este tubérculo es recomendable en perros jóvenes y activos, y en aquellos que se están recuperando de alguna enfermedad.

Pese a su riqueza en azúcares, su índice glucémico es bajo por su contenido de almidón, es decir, libera lentamente el azúcar a la sangre, lo que lo hace un alimento apto para diabéticos

También contiene hidratos de carbono indigeribles, como la celulosa, que actúan como fibra acelerando el tránsito intestinal y favoreciendo la pérdida de peso, gracias a que también es bajo en grasas.

Proteínas

Aporta aminoácidos esenciales, como leucina, lisina y treonina, fundamentales para el buen funcionamiento del organismo.

Vitaminas

Destaca la vitamina A o retinol, sobretodo en variedades de color naranja intenso; de hecho, el boniato es considerado el cuarto mejor alimento aportante de vitamina A. Ésta potencia el sistema inmunitario, mantiene la integridad de la piel y, junto con la luteína, un carotenoide, mejoran la visión.

Otras vitaminas que contiene son la vitamina E y C, que actúa como antioxidantes, y vitamina B6, con efecto cardioprotector por prevenir el endurecimiento de los vasos sanguíneos.

Minerales

Destacan el potasio, que ayuda a reducir la presión arterial, efecto beneficioso en perros con hipertensión o alteraciones renales, y el fósforo. Su contenido en manganeso ayuda a degradar el azúcar y a dar sensación de saciedad, ayudando a evitar el sobrepeso.

Otros

Posee actividad antiulcerogénica, es decir, protege el estómago de padecer úlceras gracias a sus extractos, y tiene efecto hepatoprotector, esto es que preserva el hígado de las toxinas y estimula sus funciones, por unos pigmentos vegetales llamados antocianinas [1, 2]. 

¿Cuáles son los riesgos de dar boniato a tu perro?

El boniato es un alimento seguro para perros, pero puede ser que tu can sea intolerante a este producto. Si muestra signos de intolerancia alimentaria, como diarrea, deja de dárselo inmediatamente y ayuda a restablecer su salud intestinal mediante prebióticos sintéticos o naturales, como puré casero de zanahoria o calabaza.

Al ser un alimento con un contenido elevado de carbohidratos, debes limitar más la cantidad ofrecida a perros de edad avanzada e hipotiroideos, ya que su metabolismo es más lento, sino podría provocarle sobrepeso.

Si tu perro es diabético también debes darle menos cantidad y éstos tienen prohibido el boniato horneado, porque aumenta la concentración de glucosa del alimento, produciendo picos de azúcar indeseables en estos enfermos, mejor dáselo hervido ya que con ese método de cocción se reduce la cantidad de azúcar [2].

No le des boniato crudo por el riesgo de obstrucción intestinal o asfixia. Si ha comido boniato crudo sin querer, mantenlo bajo observación durante los 2 o 3 siguientes días ya que podría mostrar indicios de obstrucción intestinal como vómitos, diarreas, pérdida de apetito, inactividad, posición encorvada por dolor abdominal y quejidos. Si detectas alguno de estos signos, acude de inmediato a su veterinario.

¿Cómo darle boniato a tu perro de manera segura?

Primero debes escoger la pieza ideal: debe ser de color amarillo a naranja intenso, pues su perfil nutricional es mejor. Segundo, debes pelar el boniato. Y, a continuación, la cocción.

Hay infinidad de formas de prepararlo, asado, al microondas… pero las dos mejores maneras de tener listo este rico alimento para tu perro son:

  • Hervido: hiérvelo en agua a fuego lento durante 15 minutos. Estará listo cuando su textura sea blanda. Tritúralo en forma de puré y mézclalo con su comida habitual; también puedes darlo en forma de crema o sopa calentita durante los días fríos de invierno. Este método de cocinado, aunque reduce la cantidad de muchos de sus componentes, lo hace más digestible, evitando la pesadez estomacal.
  • Horneado: córtalo en cubos o tiras y hornéalo a 180ºC durante 20 minutos. Sácalo cuando esté dorado y crujiente. Usalo como topping encima de su comida o como un sabroso snack para perros. Si no eres cocinitas o no tienes horno en casa, también puedes comprarlo en tu tienda de mascotas de confianza.  

No lo condimentes con especias, azúcar o sal, ya que no son ingredientes saludables para los perros; su sabor natural ya es suficientemente dulce para ser una delicia para tu mascota. 

Al ser un alimento con un contenido elevado de azúcares, no debes darle esta fruta a diario, sino de forma ocasional, ya sea en forma de snack o como ingredientes en una dieta casera. 

Mezclarlo con otras frutas y verduras es una excelente forma de mejorar el aporte nutricional de su dieta.

Como siempre que introduces un nuevo alimento en su dieta, debes añadirlo lentamente y aumentar la cantidad de forma progresiva. Empieza dándole dos trocitos de boniato hervido y, si a lo largo del día no muestra signos de intolerancia alimentaria, añádele un poco más en la próxima toma.

¿Cuánto boniato puede comer mi perro?

La cantidad siempre depende del tamaño de tu perro y del resto de alimentos que haya comido durante el día.

Si se lo das hervido, puedes darle medio boniato en forma de puré; si se lo das horneado, como concentra más sus azúcares, la cantidad debe ser menor, puedes darle de 2 a 3 tiras o dados si es una raza pequeña, y de 4 a 5 si es de raza grande.

Normalmente debes seguir la regla de 10%: los snacks no deben representar más del 10% de su ingesta. 

¿Qué hacer si mi perro come demasiado boniato?

Si tu perro come más boniato de lo que debería, probablemente padezca dolor estomacal en las siguientes horas.

Déjalo en su espacio de confort en casa, seguramente necesite estar descansando y encogido por la molestia abdominal. Durante los dos o tres siguientes días dale de comer dieta blanda, como por ejemplo arroz blanco mezclado con zanahoria hervida.

Si muestra signos gastrointestinales, como vómitos y diarreas, que no cesan, llévale a su veterinario para que puedan darle el tratamiento de soporte y sintomático adecuado.

Alternativas al boniato

El boniato es un perfecto aliado para mejorar la nutrición de nuestros peludos, pero si no queremos darle siempre el mismo menú, aquí te dejamos otras opciones para ofrecerle:

Preguntas frecuentes

¿Los perros pueden comer boniato en lata?

No, los perros no pueden comer boniato enlatado ya que, normalmente, contienen conservantes y azúcares añadidos, convirtiendo el alimento en un potencial peligro para tu can. Además, la calidad nutricional es menor que la del boniato fresco.

¿Los perros pueden comer boniato cocido?

Sí, los perros pueden comer boniato cocido; de hecho, es la manera más saludable de preparar boniato para tu perro.

Aunque disminuye la composición general al compararlo con el camote fresco, su contenido de ácido ascórbico o vitamina C aumenta cuando el tubérculo se expone a temperaturas elevadas, aprovechando al máximo las propiedades beneficiosas de esta vitamina.

Además, la cocción degrada el almidón, facilitando su digestión.

¿Los perros pueden comer boniato deshidratado?

Sí, los perros pueden comer boniato deshidratado, pero en menor medida, ya que por la deshidratación del proceso térmico, aumenta la concentración de glucosa, pudiendo exceder con más facilidad la cantidad de azúcar máxima recomendada.

¿Los perros pueden comer boniato frito?

No, los perros no pueden comer boniato frito. La fritura es uno de los métodos de cocinado menos saludables. El boniato frito contiene grandes cantidades de grasas saturadas perjudiciales para la salud cardíaca. Además, su ingesta en altas cantidades puede predisponer a padecer pancreatitis. 

Conclusión

Los perros pueden comer boniato pelado, hervido u horneado, y cortado en pequeñas porciones. Su ingesta debe ser ocasional y en cantidades controladas. Se le atribuyen múltiples propiedades beneficiosas para la salud de tu can y es una excelente fuente de energía. 

¡No prives a tu perro de probar este dulce fruto! Es buenísimo para tu mascota y muy fácil de preparar. ¿Te animarás a dárselo? Cuéntanos su reacción en los comentarios.

Referencias

[1] Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (22 de diciembre de 2022). Sweet potato (Ipomoea batatas).  https://www.mapa.gob.es/es/ministerio/servicios/informacion/batata_tcm30-102417.pdf 

[2] Vidal, Adria Renee; Zaucedo-Zuñiga, Alejandra Linaloe; Ramos-García, Margarita de Lorena Propiedades nutrimentales del camote (Ipomoea batatas L.) y sus beneficios en la salud humana Revista Iberoamericana de Tecnología Postcosecha, vol. 19, núm. 2, 2018 Asociación Iberoamericana de Tecnología Postcosecha, S.C., México Disponible en: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=81357541001 

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *