DogsPlanet » Alimentación » ¿Pueden los perros comer piña?

¿Pueden los perros comer piña?

Autor: El equipo DogsPlanet.com

La piña es un alimento tropical muy nutritivo. Nada puede superar el sabor extremadamente refrescante de un trozo de piña fría y jugosa en un caluroso día de verano. Y puede parecer obvio pensar en dar una rodaja de piña madura a tu perro.

Como veterinario, muchos dueños me preguntan si la piña es apta para sus perros.

La respuesta es «sí». Al igual que muchas otras frutas y verduras, la piña no sólo es segura para los perros, sino que también les aporta diversos nutrientes.

Este artículo responderemos a algunas preguntas frecuentes de los dueños de mascotas sobre cómo dar piña a un perro. Empecemos..

¿Le puedo dar piña a mi perro?

En general, sí, los perros pueden consumir fácilmente una cantidad moderada de piña. Esta fruta contiene muchas vitaminas y no tiene minerales tóxicos o peligrosos, lo que la convierte en un excelente tentempié. Sin embargo, la piña es una variedad de fruta que no debe darse con regularidad ni en exceso. Si tu perro la toma por primera vez, una gran cantidad de piña puede producir trastornos digestivos, como malestar estomacal.

Los beneficios de la piña para la salud de los perros

Además de su sabor dulce y picante, la piña contiene muchos nutrientes que son buenos para tu perro. Algunos de los beneficios de la piña para la salud son :

  • Hidratación: La piña contiene casi un 80% de agua, lo que ayuda a tu perro a mantenerse fresco e hidratado. Durante un día soleado y caluroso, puede ser una excelente golosina refrescante.
  • Bajo nivel de azúcar: La piña fresca contiene un bajo nivel de azúcar, lo que hace que el alimento sea más saludable para nuestros amigos peludos.
  • Bromelina: Esta enzima tiene fuertes propiedades antiinflamatorias y ayuda al organismo a luchar contra diversas enfermedades.
  • Vitaminas: La piña madura y cruda contiene vitamina C, tiamina, niacina, riboflavina, vitamina B6 y ácido fólico. La vitamina C refuerza el sistema inmunitario del perro. Además, también actúa como coenzima esencial para regular el equilibrio de los fluidos, ayuda a la formación de proteínas y regula varios mecanismos hormonales en el cuerpo del perro.
  • Minerales y antioxidantes: La piña fresca contiene minerales como el potasio, el hierro, el manganeso, el cobre, el magnesio, etc. que favorecen la salud de las articulaciones, los huesos, la piel y los tejidos. Los antioxidantes ayudan a reparar las células dañadas del cuerpo del perro.

¿Pueden los perros comer trozos de piña?

Sí, puedes dar a tu perro unos trozos de piña cruda. Pero no lo alimentes en exceso. La piña fresca y madura tiene algunas partes no comestibles, como la piel puntiaguda y el núcleo interior duro, que deben evitarse.

Ofrécele sólo los trozos blandos interiores. De lo contrario, las partes no comestibles pueden provocar una obstrucción intestinal o un problema de asfixia. Ten en cuenta el tamaño del perro para ofrecerle la cantidad adecuada de trozos de piña.

¿Pueden los perros comer piña en lata?

La piña en lata contiene un alto nivel de azúcar por tener jarabe de fruta. Este jarabe ayuda a mantener la piña fresca, pero provoca diversos problemas de salud en tu perro, como sobrepeso, problemas digestivos, etc.

Como dueño responsable, evita la versión enlatada de la piña por el bien de tu perro. En caso de duda, consulta a tu veterinario antes de introducir un nuevo alimento en la dieta de tu amigo peludo.

¿Cuánta piña puede comer un perro?

La moderación es la clave a la hora de servir cualquier alimento a tu perro. Lo mismo ocurre con la piña. Ten en cuenta el tamaño y la edad de tu perro al servirle trozos de piña. 100 gramos de piña suelen contener 50 calorías y 10 gramos de azúcar.

Un perro de raza pequeña como un carlino, un chihuahua, etc. necesitará raciones más pequeñas que un perro grande como un pastor alemán, un golden retriever, etc. Es útil recordar que si decides dar piña a tu perro, asegúrate de pelarla y cortarla en trozos del tamaño de un bocado.

Durante el verano, los trozos congelados de piña fresca pueden ser un regalo refrescante para tu perro.

También puedes probar otras opciones de fruta como la sandía, la fresa, etc.

¿Pueden los perros comer todas las partes de la piña?

No. La piel exterior es puntiaguda y el núcleo interior es muy duro, por lo que no es comestible ni para los perros ni para los humanos. Estas partes pueden provocar fácilmente la asfixia de tu mascota y requieren asistencia veterinaria inmediata. Hay que quitar estas partes y ofrecer a tu perro la parte interior, blanda y jugosa.

¿Cómo puedo alimentar a mi perro con piña?

Recordando que la clave es la moderación, puedes probar las siguientes opciones para convertir la fruta en una golosina para perros:

  • Piña congelada

Puedes congelar unos trozos de piña y ofrecérselos a tu perro durante los calurosos meses de verano. Esta golosina fresca e hidratante refrescará inmediatamente a tu perro. Manten los trozos pequeños para evitar que se atragante.

  • Piña fresca

Sin duda, es una opción mejor que la versión enlatada. Sólo tienes que pelar la piel puntiaguda y retirar el núcleo duro antes de ofrecer a tu perro los pequeños trozos de piña fresca. Es preferible que los trozos sean más pequeños para evitar problemas de asfixia.

  • Piña seca

Algunos veterinarios y nutricionistas de mascotas no la sugieren por tener una mayor cantidad de azúcar por ración. La piña deshidratada suele hacerse eliminando la cantidad de agua, pero la cantidad de azúcar sigue siendo la misma. Dásela con moderación.

Recetas caseras de piña para perros

Puedes ser un poco creativo al incluir la piña en la dieta de tu perro :

  • Helado de piña: Puedes mezclar algunos trozos de piña fresca con yogur puro, puré de boniato y congelar para hacer un cremoso y delicioso aperitivo helado en un día caluroso.
  • Batidos de piña: Mezclando piña con otras verduras frescas (¡y no tóxicas para tu perro!) y yogur puedes elaborar un batido saludable en estos días de verano.
  • Ensalada de frutas: Puedes mezclar fácilmente el yogur con otras frutas frescas como la piña, la sandía, las fresas, el plátano, los arándanos, etc. para hacer una saludable ensalada de frutas.
  • Puedes simplemente cortar la piña en rodajas finas y añadirlas a la dieta habitual de tu perro para proporcionarle una hidratación extra.
0 comentarios

Artículos similares

Publicar comentario